Blog gratis
Reportar
Editar
¡Crea tu blog!
Compartir
¡Sorpréndeme!
Menem: Corrupcion
Blog de gonchyleiva
img

CASO CARRASCO

07 de Septiembre, 2011  ·  General

El Caso Carrasco fue un proceso judicial llevado a cabo para esclarecer la muerte de Omar Carrasco, por entonces soldado conscripto de una unidad militar de Argentina.

El hecho en sí y los conflictos generados por el mismo tuvieron repercusión a nivel socio-político en la Argentina y es considerado uno de los motivos por los cuales se derogó la ley Nº 3948 que establecía el servicio militar obligatorio.

Tras salir sorteado para realizar el servicio militar obligatorio, Carrasco se incorpora el 3 de marzo de 1994 al Grupo de Artillería 161 del Ejército Argentino, en la localidad de Zapala.

Tres días después de su incorporación es reportado como desaparecido, y considerado desertor. Poco después sus padres lo van a visitar en su primer franco interno y se les comunica del hecho.

Sus padres desconfiaron de la versión oficial pues conocían el carácter de Omar, quien sería relativamente sumiso: jamás haría eso. Ninguna instancia militar les dio respuestas. El diario regional Río Negro publicó que los padres lo buscaban con desesperación. La justicia Federal de Zapala demoraba imprudentemente la investigación. La opinión pública comenzó a movilizarse y ejercer presión. Un mes después fue encontrado el cuerpo sin vida de Omar, en el fondo del cuartel.

 

La Justicia Federal no investigó y con ello permitió que el Ejército se adueñara de su investigación. En esa investigación clandestina, fueron señalados sin pruebas1 los responsables de la compañía de Omar a la fecha de su desaparición y la justicia federal la asumió como propia. Un año y medio después de que terminara ese controvertido y sospechado proceso los condenaron en un juicio oral que profundizó el ya creciente escepticismo entre la opinión pública, pues en él se ventilaron numerosas irregularidades en la obtención de los indicios que se usaron para llegar a las condenas, pues allí tampoco se encontraron pruebas. Las condenas a un subteniente a 15 años de prisión y dos soldados a 10 años calmaron el clamor popular que exigía juicio y castigo a los culpables, pero dejaron un sabor amargo porque no se pudieron corroborar efectivamente las acusaciones.

En las investigaciones que se siguieron por los encubrimientos del crimen, se descubrieron innumerables pruebas que chocaban con las sentencias que condenaron a los tres acusados. Pero en vez de profundizar las pesquisas se dejó caer el caso en el olvido, hasta su prescripción. Con ello se perdió la oportunidad de ratificar o rectificar las condenas y se profundizó la sensación de injusticia. En febrero de 2009, el último de los acusados terminó de cumplir su condena, y hasta el día de hoy los tres siguen insistiendo en su inocencia.

El objeto de la suspicacia general fue que, aunque era evidente que Carrasco había sido golpeado, el hecho de que su agonía y muerte haya sucedido en un hospital militar, más el de haber estado oculto un mes en las instalaciones castrenses, señalaba claramente una intervención de personal de mayor jerarquía que la de los acusados, mientras que los tres condenados eran de la menor jerarquía existente, los conscriptos Cristian Suárez y Víctor Salazar y el subteniente Ignacio Canevaro. En 2001 el tribunal oral de la provincia de Neuquén consideró inicialmente que no había prescrito la causa que se siguió por los encubrimientos del caso, denominada "Carrasco II", señalando a los cuadros superiores del cuartel, mas luego se retractó.2 En 2007 La Cámara Nacional de Casación Penal dejó sin efecto su sentencia.

Una semana después de la aparición del cadáver, en los círculos políticos ya se hablaba de la derogación del Servicio Militar Obligatorio y tiempo después fue suspendido, mediante un decreto firmado por el entonces Presidente de la Nación Argentina, Carlos Saúl Menem el 31 de agosto de 1994 y la implementación de un sistema de voluntariado rentado

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

No fue una política planificada ni el resultado de largos debates parlamentarios. Lo que acabó con el servicio militar obligatorio en la Argentina fue una paliza feroz .Domingo en un cuartel de la Patagonia. Calor. Tres y cuarto de la tarde. Un empujón, acaso una trompada, tiró al piso a Omar Octavio Carrasco -19 años, tímido, repartidor de pollos congelados, lector de la Biblia y conscripto desde hacía tres días-. Siguió una catarata de golpes que recibió en el suelo. Por todos lados. Duros, dolorosos. Y una patada crucial, certera, desgarradora, que partió una costilla y perforó un pulmón. También un tremendo golpe en un ojo (¿un palazo de punta?). Acaso junto a la patada. Quizás inmediatamente posterior, como golpe de gracia. El chico tiene un hemorragia interna. Siente que se ahoga. No puede gritar. Sufre. Se muere. Fueron segundos. ¿Qué razón pudo justificar esa masacre? El Tribunal Federal Oral de Neuquén dijo que quisieron castigarlo por una falta. Avivar a los golpes a ese soldado flaco, que sonreía cuando se ponía nervioso y ya se estaba descubriendo a sí mismo inútil para la vida militar. Por el crimen fueron condenados, el 31 de enero de 1996, el subteniente Ignacio Canevaro (a 15 años de prisión) y los soldados viejos Cristian Suárez y Víctor Salazar, a 10 años. Al sargento Carlos Sánchez le dieron 3 años por encubridor. Según la sentencia, a Carrasco le pegaron porque era torpe, y eso desató la ira violenta de un subteniente que reaccionaba con furor inusitado. Cuando los padres de Carrasco fueron a visitarlo al cuartel -dos semanas después del crimen, en marzo de 1994- les dijeron que su hijo era un desertor. Que se había escapado. Que pudo atacarlo alguna patota en la calle o andaría por ahí, vagando. Sólo entonces supieron que algo andaba mal. Su padre rumiaba desconfianza: en toda su vida, Omar -el mayor y el único hijo varón de la familia- jamás había dormido una noche fuera de su casa. Su mamá escuchaba en silencio. De su antebrazo colgaba una bolsa de nailon con las milanesas que le había llevado, todavía tibias. Hubo una denuncia policial y los diarios locales comenzaron a hablar del caso .El acta de deserción del Ejército decía que el soldado se había fugado y que se trataba de una falta grave. En el punto octavo, que no ha recibido malos tratos ni se le hizo faltar vestuario ni alimentación. Firmado: capitán Correa Belisle, suboficial principal López, sargento Sánchez y subteniente Canevaro. Era 12 de marzo. Ya hacía 6 días que el soldado en falta grave, que no había recibido malos tratos, había muerto a golpes adentro del cuartel. El 6 de abril, justo un mes después de la paliza, el cadáver del soldado fue hallado al pie de un pequeño cerro, en terrenos del mismo regimiento donde había desaparecido. Sólo llevaba un pantalón militar que no era el suyo y un cinturón abrochado muy fuerte, que no dejó ninguna marca sobre la cintura, como si se lo hubieran puesto mucho después de su muerte .En ese instante, el servicio militar obligatorio entró en coma. En agosto, mientras la investigación del crimen aún era un hervidero, el presidente Carlos Menem firmó el decreto que puso fin a la conscripción, vigente en el país desde 1901. Aquella paliza feroz había cambiado la vida de los argentinos .Después vino una larga y confusa investigación sobre el crimen y su encubrimiento que aún continúa. El caso debía ser investigado por el juez federal de Zapala, pero no por el Ejército. Llegaron y revolvieron todo. Parecían la KGB, relató uno de los soldados que vio llegar al cuartel a los hombres de Inteligencia que el general Martín Balza juró no enviar pero que, según la sentencia, contribuyeron a contaminar el juicio y a invalidar pruebas que pudieron ser relevantes .Las preguntas se multiplicaron. ¿Quiénes supieron y callaron? ¿A Carrasco lo atendieron en el hospital militar mientras agonizaba? ¿Por qué figura vacunado el 8 de marzo si murió dos días antes? ¿Quién puso el cuerpo donde lo hallaron? Sin respuestas. De Omar quedaron sus fotos sonriendo y su guitarra vieja. El número 2017 que él pintó en celeste en la puerta de su casa. Y una calle de Cutral-Có -100 kilómetros al oeste de Neuquén- que pasa detrás del cementerio y ocupa tres cuadras de tierra y piedra que separan el casco urbano del desierto. Se llama, a secas, Soldado Carrasco. El último conscripto. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El caso Carrasco

 

Según Pagina 12



Adriana Oliva es bióloga, investigadora del Conicet y jefa del Laboratorio de Entomología Forense del Museo Argentino de Ciencias Naturales Bernardino Rivadavia. Por pedido expreso de la Justicia nacional y del doctor Julio Ravioli, quien por aquel entonces dirigía el equipo de médicos forenses que trabajaban en la causa, participó de la segunda autopsia de Omar Carrasco para determinar cómo se produjo la muerte del soldado, quien falleció el 6 de marzo de 1994 en un destacamento militar del Sur, mientras cumplía con el servicio militar obligatorio. Su trabajo comenzó el 27 de mayo de 1994, cuando recibió la muestra de insectos que se hallaron en el cuerpo de Carrasco, y finalizó con la entrega de los resultados que arrojaba su estudio, el 30 de mayo del mismo año. 
Así, pudo determinarse que el cuerpo de Carrasco llevaba aproximadamente unos 25 días sin vida y que, si bien fue encontrado en el campo al aire libre, en realidad el cadáver estuvo oculto durante un tiempo y luego fue plantado en el lugar donde finalmente fue encontrado.
La datación del fallecimiento era un dato central para la investigación, ya que la duda radicaba sobre si la muerte era reciente o databa de un tiempo considerable. Cuando Oliva revisó las muestras se encontró con una población abundante de larvas de mosca verde (cuyo nombre científico es Phaenicia Sericata) y que había llegado al final del desarrollo larval. Al determinar la entomóloga que la muestra era pareja y abundante, pudo constatar que aquella no era “anormal” y que era algo en lo que podía basarse con relativa tranquilidad. Por otra parte, que las larvas se encontraran al final de su desarrollo, sabiendo que provenían de un lugar como Zapala en esa época del año, indicaba que el tiempo del deceso no podía ser inferior a 12 o 15 días. Por otra parte, y según Oliva pudo constatar, la amplitud térmica reinante en Zapala (durante marzo en el día hace mucho calor y, durante la noche, las temperaturas se reducen considerablemente) jugó su papel: en estos casos, el desarrollo de la larva se hace más lento. Esto es, manda la temperatura mínima. 
Lo cual se relaciona con el punto de desarrollo de las larvas para calcular el intervalo post mortem del cuerpo. De los huevos que ponen las moscas salen larvas o “gusanos”, como se las conoce comúnmente. Las larvas se alimentan vorazmente y cambian su esqueleto externo –lo que se llama proceso de muda–, de modo que hay tres estadios larvales: cuando han consumido lo suficiente se transforman en pupas inmóviles, y las pupas a su vez se transforman en moscas adultas. 
El tiempo que tarda una larva de mosca en desarrollarse depende de la especie a la que pertenece, la época del año y de la temperatura ambiente. En términos generales, las larvas se desarrollan con mayor rapidez cuanto más altas son las temperaturas (los datos con los que se manejaba por aquel entonces Oliva provenían de trabajos en laboratorio hechos en otros países a temperaturas constantes). 
Por experimentos de otros y por experiencias propias y a medida que pudo recabar más datos sobre experimentos en ciudades como Buenos Aires, donde la amplitud térmica no es tan marcada, la entomóloga determinó que la misma especie se desarrolla más rápido con respecto a lugares donde por la noche disminuye la temperatura.
Otros insectos que aparecieron en el cuerpo del soldado fueron escarabajos del género Dermestes, que generalmente aparecen con una alteración que comienza en las extremidades. Con posterioridad al caso Carrasco, las distintas pericias en las que participó la doctora Oliva le permitieron establecer que los escarabajos Dermestes pueden llegar a un cadáver a los 20 o 25 días, con lo cual queda bien en claro que estos insectos no habitan cadáveres frescos. 
Asimismo, la entomóloga no encontró larvas de mosca más jóvenes ni de otras especies. Según Oliva, “la mosca verde está activa bajo la luz, prefiere temperaturas calurosas y, para tener una muestra abundante de moscas verdes y no tener otras especies, yo tenía que pensar que el cadáver había quedado expuesto a la luz por lo menos medio día, pero que después lo habían mantenido en un lugar oscuro porque no habían ido otras moscas al cuerpo”. 
Finalmente, se encontró otro insecto en las muestras, conocido como “avispa de chaqueta amarilla” y se veía, por el aspecto en el que se conservaba, que lo habían metido vivo en el frasco. Pero como la avispa no se introduce en lugares oscuros, Oliva concluyó que el cuerpo había sido ocultado un tiempo considerable en un lugar oscuro y que luego había sido arrojado al aire libre poco antes del hallazgo.
Además, el equipo de médicos forenses dirigido por el doctor Julio Ravioli encontró un patrón de lesiones muy característico que indicaba que Carrasco había recibido una feroz golpiza.

Palabras claves
publicado por gonchyleiva a las 18:28 · 12 Comentarios  ·  Recomendar
 
Más sobre este tema ·  Participar
· TAPA
Comentarios (12) ·  Enviar comentario
Este caso con relación a la película y/o al libro son las siguientes:
_ Se escondes datos, cuerpos, cosas de mucha importancia para resolver el caso correspondiente.
_La justicia por parte del gobierno (no todos los del gobierno) es mediocre ya que ayudan al victimario y no a la victima, en vez de resolver el crimen o el hecho ilegal, lo que hacen es taparlo de alguna manera para su propio beneficio, porque de seguro es conveniente para ellos que la verdad no sea revelada, si eso pasara mas de uno cae de donde esta parado y se cuestionaría todo su trabajo, como en este caso, que a raíz de la resolución del caso, se comenzó a cuestionar a Menem (por este y otro casos), y este llevo a cabo la eliminación del servicio militar obligatorio.
_El pueblo pudo encontrar el cuerpo de Carrasco, ya que los militares y los federales "miraron para en otro lugar", esto llevo a cabo a un crisis de legitimidad, y Menem para tratar de salir del problema eliminó el servicio militar obligatorio.
publicado por gonchy leiva, el 14.09.2011 15:31
Al soldado Carrasco lo sacaron a las 2 de la mañana por un oficial jefe . Luego otros oficiales de menor rango le dijeron a sus compañeros que ellos no habian visto nada y que si hablaban le iba a pasar igual que Carrasco... Ahora esos soldados son hombres grandes ..Asi que habria que preguntar a esa camada de soldados por ahi alguno habla..Para mi el oficial era un Militante u hijo de militante desaparecido que actuo en concordancia con gente del poder para sacar la Colimba, no porque no servia, si no que era un peligro para los que estan ahora en el poder ..piensen que les sacaron unos miles de soldados de sus filas..y asi estamos ahora ¿no le parece?
publicado por roberto venancio, el 24.06.2013 22:13
Al soldado Carrasco lo sacaron a las 2 de la mañana por un oficial jefe . Luego otros oficiales de menor rango le dijeron a sus compañeros que ellos no habian visto nada y que si hablaban le iba a pasar igual que Carrasco... Ahora esos soldados son hombres grandes ..Asi que habria que preguntar a esa camada de soldados por ahi alguno habla..Para mi el oficial era un Militante u hijo de militante desaparecido que actuo en concordancia con gente del poder para sacar la Colimba, no porque no servia, si no que era un peligro para los que estan ahora en el poder ..piensen que les sacaron unos miles de soldados de sus filas..y asi estamos ahora ¿no le parece?
publicado por roberto venancio, el 24.06.2013 22:13
de la Base Aeronaval Cte. Espora te estaba por comentar como asesinaron a mi Hijo EDUARDO FABIAN DEL VALLE pero me borraron el texto
publicado por roberto venancio, el 24.06.2013 22:20
El mismo fue brutalmente y le dispararon para simular suicidio el mismo estaba apostado de guardia en un hangar.
publicado por roberto venancio, el 24.06.2013 22:22
brutalmente golpeado y pisoteado su cuerpo segun se desprenda de fotos de autopsia en mi poder
publicado por roberto venancio, el 24.06.2013 22:24
el caso es 40/07 del juzgado Federal Nro. 1 y . Fiscalia Federal Nro. 2 de la ciudad de Bahia Blanca Aun sigue IMPUNE pese al tiempo transcurrido
publicado por roberto venancio, el 24.06.2013 22:27
Me confirmaron que esa noche estaban cargando Drogas en un AVION de este Hecho se entero la Sra. Presidente La entonces Ministra de Defensa Sra. Garre
publicado por roberto venancio, el 24.06.2013 22:30
Les envie Notas y Cartas Documentos que nadie contesto :::Como asi tambien envie una nota a los siguientes funcionarios: Sra. Presidente Sr. Ministro de Defensa Puricelli, Sra. Ministra de Seguridad Garre y Jefe del Estado Mayor de la Armada Alte. Godoy
publicado por roberto venancio, el 24.06.2013 22:36
les envie CD con fotografias de Autopsia y nadie me contesto ...Eso si en el año 2010 en Agosto tuve acceso a dyskette con fotografias de autopsia y resulta ser que la Sra. Directora de DDHH del Ministerio de Defensa Sra. Arduino aprobo lo enviado por los Militares en el año 2008 y ahora la envian de vuelta a Defensa y a la Sra. Garre a la OEA
publicado por roberto venancio, el 24.06.2013 22:41
si pueden vean imagen de mi biblioteca Carpeta 5 fotografia MVC-009-Paint ahi estan todas las fotografias de autopsia de la UFI3
publicado por roberto venancio, el 24.06.2013 22:53
Quedo a su entera disposicion
publicado por roberto venancio Del Valle, el 24.06.2013 22:59
Enviar comentario

Nombre:

E-Mail (no será publicado):

Sitio Web (opcional):

Recordar mis datos.
Escriba el código que visualiza en la imagen Escriba el código [Regenerar]:
Formato de texto permitido: <b>Negrita</b>, <i>Cursiva</i>, <u>Subrayado</u>,
<li>· Lista</li>
Sobre mí
FOTO

Gonzalo Leiva



» Ver perfil

img  Calendario
Ver mes anterior Octubre 2014 Ver mes siguiente
DOLUMAMIJUVISA
1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031
img  Buscador
Blog   Web
img  Tópicos
» General (5)
img  Nube de tags  [?]
img  Secciones
» Inicio
img  Enlaces
FULLServices Network | Blog gratis | Privacidad